Los consumidores y usuarios esperamos con ilusión la sentencia que podría acabar con las cláusulas suelo.

Escrito por Raúl Varela el 16/11/2015

¿Las entidades deberán devolver con carácter retroactivo todas las cantidades que han cobrado de más?

Desde hace más de tres meses, los consumidores y usuarios aguardamos con expectación e ilusión la sentencia que dictará de manera inminente la titular del juzgado de lo Mercantil número 11 de Madrid a la macrodemanda interpuesta por 15.000 afectados por las cláusulas suelo.La ilusión por leer el fallo judicial viene dada porque son muchas las posibilidades de que finalmente decida eliminarlas.
El pasado 24 de junio quedaba visto para sentencia el procedimiento iniciado en el año 2010, derivado de una demanda colectiva interpuesta por ADICAE, que inicialmente se dirigió contra 101 entidades bancarias y finalmente se mantuvo únicamente respecto de 35, fruto de los procesos de fusión acaecidos en estos últimos años.De las entidades demandadas,  únicamente el BBVA, Cajamar, Novacaixagalicia - hoy Abanca-, Banesto y Barclays, dejaron automáticamente de aplicar esta cláusula que impide a los hipotecados beneficiarse íntegramente de las rebajas del euríbor tras la sentencia del Tribunal Supremo de 9 de mayo de 2013, que anuló todas aquellas que no cumplieran con los requisitos de transparencia fijados en la legislación sectorial de consumo.
Recientemente  Bankia también  ha eliminado este suelo en unas 30.000 hipotecas, lo que para la entidad no supone “un gran impacto”, ya que sólo representan entre un 3 % y un 4 % de su cartera de préstamos hipotecarios.Las partes esperan de forma inminente un fallo, conscientes de que la juez, Carmen González, que recientemente tumbó todos los recursos presentados por la banca contra el auto en el que rechazó varias cuestiones procesales planteados por los demandados, decida con casi toda probabilidad eliminarlas. De hecho, CaixaBank ya se ha adelantado al pronunciamiento de la magistrada y anunció el pasado viernes que erradicará todas las cláusulas suelo de los contratos de sus clientes particulares, una decisión que afectará a unas 200.000 de las 1.300.000 de hipotecas que tiene activas.
Por el contrario, otras entidades como el Banco Popular o el Banco Sabadell se resisten a hacerlo, al igual que otros bancos de menor tamaño como BMN, Ibercaja o Unicaja.


La duda es si las entidades deberán devolver con carácter retroactivo las cantidades cobradas de más.


Ahora la gran duda radica en saber si, una vez eliminadas, las entidades deberán devolver con carácter retroactivo todas las cantidades que han cobrado de más y no desde el día en el que el Tribunal Supremo dictó su famosa sentencia, tal y como el Alto Tribunal especificó en una aclaración a la misma el pasado mayo.
Y es que desde entonces, los tribunales españoles han fallado de manera muy dispar, de forma que algunos han ordenado la restitución de todo el dinero desde la firma misma del contrato, aunque fuese anterior al 9 de mayo de 2013, y otros se han ajustado al criterio del Tribunal Supremo.
Tal ha sido la controversia, que el asunto está ya en manos del Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE), al que varias Audiencias Provinciales, como la de Alicante, Álava o Zamora, han consultado para que se pronuncie con celeridad si los afectados deben recuperar todo o parte de su dinero.
Además, hace unos días la Comisión Europea ha redactado un contundente  informe jurídico, que ha remitido al TJUE, y en el que se manifiesta lo siguiente:
“(…) que dicha limitación tendría repercusión directa en el alcance y aplicación del Derecho de la Unión, la Comisión considera que no sería posible reconocer a los tribunales nacionales la posibilidad de limitar el alcance de la interpretación dada por el Tribunal de Justicia a una norma del Derecho de la Unión.”
Añadiendo posteriormente lo siguiente: “(…) no es posible que los tribunales nacionales puedan moderar la devolución de las cantidades que ya ha pagado el consumidor –a qué está obligado el profesional- en aplicación de una cláusula declarada nula desde el origen por defecto de información y/o transparencia.”
En otras palabras, y de forma resumida, la Comisión indica que no tiene sentido, una vez declarada la nulidad de la cláusula en un caso concreto, devolver cantidades únicamente desde el 9 de mayo del año 2013, como defiende nuestro Tribunal Supremo en su famosa y polémica Sentencia de 25 de marzo del año en curso.
Lo que va a suponer seguramente este informe es un aumento en las ofertas de acuerdo extrajudicial que algunas entidades proponen a los clientes afectados por la cláusula. Ofrecimientos estos que ya de por sí estaban aumentando en los últimos meses.  Dado el panorama actual, la recomendación es evidente: no aceptar dichas ofertas y consultar rápidamente con un abogado especialista.
Los especialistas en derecho de consumo nos mostramos optimistas con la decisión que debe tomar la justicia europea y mayoritariamente consideramos que, atendiendo a la normativa comunitaria, a la propia doctrina del TJUE en materia de protección de los consumidores y al reciente informe de la Comisión, se declarará la retroactividad y se obligará a los bancos y cajas a devolver todo el dinero cobrado indebidamente desde el comienzo de la firma del contrato de hipoteca.
El tiempo y las sentencias del TJEU darán o quitaran razones. Por ahora solo cabe decir que alea iacta est.

twitter facebook google+ lnkedin
Escrito por:

Raúl Varela
Presidente del grupo empresarial V&A
Ver todos sus posts ->